PUERTAS CORTAFUEGOS, ¿QUÉ SON?

PUERTAS CORTAFUEGOS, ¿QUÉ SON?

En el artículo de hoy los https://www.cerrajeros-boadilladelmonte.net hablaremos sobre una gran novedad que ha salido al mercado recientemente, las puertas cortafuegos. Si te interesa el tema o sientes curiosidad por ellas sigue leyendo y entérate de todas las ventajas que te pueden ofrecer este nuevo tipo de puertas que podrás encontrar en las tiendas en cualquier material metal, vidrio e incluso madera, por raro que parezca. Pensadas para aportar seguridad ante los accidentes domésticos además de ante los robos, lo que va a hacer que su uso se extienda mucho en los próximos años.

 

¿QUÉ SON EXACTAMENTE LAS PUERTAS CORTAFUEGOS?

Son la última novedad pensada para realentizar el fuego e evitar muertes innecesarias. Gracias a ellas el fuego no se propagara de forma tan rápida dentro de un edificio, reduciendo su poder destructivo y además son resistentes al fuego.

Dentro de esta variedad de puertas las más conocidas y utilizadas sean quizás las puertas pivotantes metálicas. Estas puertas resisten temperaturas muy elevadas durante mucho tiempo. La hoja puede mantenerse resistente a temperaturas de entre 140 y 180 grados centígrados y los marcos están pensados para no dejar pasar gases o humos.

Dependiendo de la resistencia de la puerta se le asigna un nivel de seguridad u otro según los criterios de la normativa UNE-EN 1634-1. Todo acerca de esta nueva normativa se puede consultar en internet si te interesa conocer los detalles.

CARACTERISTICAS DE ESTAS PUERTAS

Su función básica es impedir que el fuego se propague de una habitación o estancia a otra de forma rápida. Al cerrar la puerta el interior queda aislado de la saltas temperaturas y de los gases, ralentizando la acción destructora del fuego y aumentando la probabilidad de supervivencia de las personas que puedan estar en el interior.

Pueden ser reguladas para instalarlas en distintas posiciones y hasta la fecha todas las pruebas con estas puertas han dado resultados favorables.

La puerta puede funcionar de forma manual, automática o semi automática, sin variar en los resultados. Lo más importante es que garantice una gran resistencia al fuego y un gran aislamiento del espacio que protege. Todo en esta puerta debe de estar hecho de forma correcta por eso es tan importante que la instalación la realicen exclusivamente un equipo de profesionales de alta cualificación.

El marco y la hoja deben de estar ajustados a la perfección para garantizar un total aislamiento de los gases y humos resultantes de un incendio. Esto se comprueba a base de inspecciones regulares realizadas por un equipo de expertos en seguridad en caso de incendio.

 

Encajar al puerta en el espacio es de alta importancia por eso en muchos casos para hacer la instalación se utiliza la técnica de electro imán, que sella la puerta de manera perfecta.

El aislamiento de la habitación es tan importante como la resistencia de la hoja al fuego, por lo que se tiene máximo cuidado en este aspecto al instalarla.

 

¿QUÉ SISTEMA UTILIZAN ESTAS PUERTAS?

Estas puertas tienen un sistema de auto cierre, esto significa que cada vez que una persona abre la puerta esta se cierra por si sola para garantizar el aislamiento. Gracias a este sistema tan simple pero práctico las habitaciones siempre estarán cerradas y aisladas en caso de que se produzca un incendio en cualquier momento. No pueden ser cerradas con llave para proteger a la gente de quedar encerrada dentro y sin salida, las puertas deben de permanecer abiertas para facilitar el acceso de las personas en caso de incendio.

Además cuentan con una técnica de compartimentación, ejerciendo de barrera protectora contra el fuego, creando microclimas en cada habitación que protegen, que quedan aisladas de las altas temperaturas por un tiempo. Aunque su eficacia es limitada, ya que algunos incendios son enormes y legan a alcanzarse temperaturas muy altas que calcinan cualquier cosa, en esos casos aunque la puerta se destruya habrá conseguido retrasar el fuego lo suficiente para afortunadamente permitir el rescate de las personas que hubieran quedado atrapadas dentro por parte de los bomberos.

 

TIPOS DE PUERTAS CORTAFUEGOS

Actualmente hay dos variedades de estas puertas en el mercado, cerrajeros baratos Aldaia le aconsejara lo adecuado para usted.

PUERTA CORTAFUEGOS DE HOJA: Es de resistencia a fuego muy elevada y se compone de dos chapas de acero muy resistentes rellenas de roca de acción aislante que impide que las altas temperaturas de la hoja de acero en contacto con el fuego pasen al a otra.

PUERTA CORTAFUEGOS DE GUÍA: Esta otra variedad es igualmente resistente al fuego, pero está fabricada con material galvanizado. Estas puertas se fabrican a medida, dependiendo del hueco que deban de cubrir serán de un tamaño o de otro.

 

¿QUÉ MANTENIMIENTO REQUIEREN ESTE TIPO DE PUERTAS?

Estas puertas reciben revisiones regulares que las pruebas de todas las formas posibles. Deben de estar siempre en perfectas condiciones para garantizar la seguridad de las personas que estén en el edificio. Son puertas muy robustas y resistentes que casi no necesitan de ningún mantenimiento y de todas formas si algún tipo de anomalía o rotura ocurre será detectada rápidamente en las revisiones que recibe.

En las revisiones se comprueban que no hay ninguna rotura, hendidura o golpe serio. Se comprueba que los cierres funcionan a la perfección y que aísla el interior completamente.

Cada vez que se examina la puerta se comprueban todos sus elementos, las manivelas, las hojas, cierrapuertas, bisagras, juntas etc. Cualquier fallo se solucionara inmediatamente.

Se insiste mucho en el sistema de auto cierre, ya que es básico que funcione para garantizar la eficacia de esta puerta. Los expertos observaran la rapidez del cierre, que no haya obstáculos entre la hoja de la puerta y el marco que impidan su cierre completo, además de mantener la zona de abertura limpia y libre de obstáculos que impidan o dificulten la salida.

Si debemos de reparar una de estas puertas por cualquier circunstancia siempre se han de usar piezas originales que nunca le resten eficacia y en ningún momento se ha de escatimar en gastos para mantener la puerta en perfecto estado, ya que toda la seguridad que nos puede ofrecer es cuestión de cómo se mantiene la puerta y puede significar la diferencia entre la vida y la muerte de muchas personas.

Mas o menos al vida útil de este tipo de puertas se estima aproximadamente en 20 años, aunque es recomendable cambiarla antes, sobre todo si está situada en un lugar de mucho uso donde es fácil que las piezas se desgasten con facilidad.